Comunicado de Paula Galán por sus 16 años en Confiar Cooperativa

"Solo sabemos toda nuestra altura si alguien le dice a nuestro ser: ¡Levanta! Y entonces, fiel consigo, se agiganta hasta llegar al cielo su estatura." Emily Dickinson

Comunicado de Paula Galán por sus 16 años en Confiar Cooperativa


Hoy 26 de abril de 2017 y cumpliendo justamente 16 años de labor en CONFIAR Cooperativa Financiera, tengo sentimientos encontrados. Pues no solo son 16 años de labor sino que debo contar con otros 16 años antes de una etapa en donde desde los 7 años crecí, vivencié y tejí relaciones de amistad, de hermandad, de familia, estuve vinculada al proyecto de Arco Iris (cuenta de ahorro de menores) y éste proceso fue mi primera escuela donde me forme y estoy segura fueron mis primeras bases de sindicalismo, cooperativismo, liderazgo, participación democrática y mucho más.

Y hoy a mis 39 años de edad reconozco y valoro todo este aprendizaje y estilo de vida, pues me ha servido para tener una formación política, para asumir una postura crítica y sobre todo para querer con todo el corazón y la racionalidad aportarle a esta organización que ha sido mi proyecto de vida. Y gracias a todo este aprendizaje y toma de conciencia es que hoy 26 de abril puedo decir con orgullo que hago parte de un SINDICATO llamado UNEB que junto con otros compañeros y compañeras que tienen el mismo ideal nos acogieron para enaltecer al proyecto CONFIAR en toda su integralidad.

Algunos se preguntarán ¿por qué sindicalizarme si esta es una gran empresa?... y yo respondería con otras preguntas - ¿Por qué no organizarnos, sindicalizarnos, para que como empleados que ya somos más de 600, podamos tener una participación activa, podamos pensarle y aportarle al proyecto con conciencia y de manera cualificada?, ¿por qué no organizarnos para visibilizar todas las enseñanzas que a lo largo de nuestra estadía en éste: nuestro hogar y a manera de agradecer lo recibido podamos dar ejemplo de que otra economía sí es posible pero sobre todo de coherencia? En el correr de estos años me enseñaron que CONFIAR no tiene subalternos, obreros o simples entes que realizan una función, por el contrario siempre me enseñaron que todos somos sujetos pensantes y críticos y me inculcaron el valor por el trabajo propio y de los demás, el respeto por la opinión y la posibilidad de expresar lo que se siente; y para quienes me conocen saben que siempre lo he hecho así y por ello me han tildado de polémica, complicada, rebelde, sin embargo y a pesar de mis constantes observaciones por lo que he considerado no se ajusta a nuestro discurso sigo aquí y son 16 años entregando lo mejor de mí, posibilitando no solo a mis compañeros trabajadores y trabajadoras sino también a nuestra razón de ser: nuestros Asociados la posibilidad de dignificar su vida con espacios que posibiliten el descanso, el ocio creativo y la integración familiar.

La intención clara de organizarme y que otros se sumen no es más que para seguir haciendo realidad estas intenciones, es para ser coherentes con nuestro discurso de BIENVIVIR, pues si hay BIENVIVIR hacia afuera, hacia el interior debe ser algo innato, debemos tener condiciones de trabajo dignos que den cuenta y se refleje de manera natural, que éste inventico llamado CONFIAR sea realmente una plataforma solidaria y en donde se practican los valores cooperativos. También deseo que a partir de nuestra iniciativa quede instalado un proceso que seguirán otros y otras. Además la organización del sindicato es una de las formas legales y políticas más acordes para encontrarnos con otros en el debate y en la diferencia de manera organizada, respetuosa. Como trabajadores tenemos este derecho que es legítimo, humano y necesario para alimentar el espíritu de los trabajadores.

No lo veo como una pelea con la cooperativa sino como un aporte a la cualificación democrática de la misma. El ánimo no es dejar de trabajar por protestar como se puede pensar, al contrario es otra forma de asumir responsabilidades. Nacimos gracias a un sindicato y funcionó en ese momento ¿por qué no podría funcionar hoy que tenemos mucho más conocimiento y razones para defender esta forma de organizarnos? Hoy a mis 16 años de labor y toda mi vida de estar en este proyecto agradezco las enseñanzas y el ejemplo que me ha hecho vivir en solidaridad con los otros pero sobre todo que me sacó de manera radical de la indiferencia. Hoy al llegar a la oficina me encuentro con un mensaje de felicitación por estos 16 años de labor, me sacó lágrimas y me inspiró a compartirles también mi sentir que sale del más profundo respeto por la organización, por los empleados, por los líderes y por lo que soy. GRACIAS! Y cierro con este epígrafe que traía la esquela y que realmente es muy apropiado para el momento en el que me encuentro.